9 pasos para ser mejor estudiante que Einstein

Aprende inglés a tu manera
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Puedes escucharlo en las siguientes plataformas

Eisntein era mal estudiante.

O eso dicen. 

¡Y consiguió formular la Teoría de la Relatividad!

¿Te imaginas lo que hubiera conseguido de haberle cundido el estudio?

Escucha el noveno episodio de Aprende inglés a tu manera y descubre los 9 pasos para ser mejor estudiante que Einstein.

¿De qué va este podcast?

Lo más destacado

APRENDE INGLÉS A TU MANERA (con Blanca Gallego)

Episodio 09: 9 pasos para ser mejor estudiante que Einstein

Einstein era muy mal estudiante.

O eso dicen.

Y aun así, desarrolló una teoría fundamental para la física.

¿Te imaginas de lo que hubiera sido capaz si le hubiera cundido el estudio?

Quédate conmigo y te enseñaré los 9 pasos para ser un estudiante top.

Bienvenidos a Aprende inglés a tu manera, un pódcast de Blanca Gallego donde descubrirás cómo hackear tu mente para que el inglés deje de ser un lastre y te ayude por fin a alcanzar tus metas.

Hello! ¿Cómo estás?

Yo soy Blanca Gallego. Profesora de inglés y neurolanguage coach. 

Te doy la bienvenida al noveno episodio de Aprende inglés a tu manera.

Hoy quiero que me acompañes en un recorrido de 9 pasos que te ayudarán a convertirte en un estudiante top.

¡Mejor que Einstein! 

Bueno, pero bromas aparte, sí que creo que esto te va a ayudar a ser un estudiante de 10. Y no me refiero a sacar buenas notas. 

Hablo de sacarle el máximo partido a tus horas de estudio, que es lo importante. Y tu cerebro. ¡Y a tu genética también! A lo que la naturaleza te ha proporcionado. Porque sí, porque forma parte del ser humano: la habilidad de aprender. 

Así que toma nota, que empiezo directamente con el Number 1.

Bueno, vamos a ello. 

  • Paso 1. Superimportante. Crea hábitos y crea un calendario. 

Si no está escrito, no existe. Es así de sencillo. Cuando queremos alcanzar unas metas y cuando queremos conseguir hacer algo en un determinado plazo de tiempo, es imprescindible que lo anotemos en nuestro calendario, en nuestra agenda…

Cuándo tenemos que hacer esa tarea y cuándo es la fecha en la que esa tarea tiene que estar finalizada. Es muy importante, porque así, a nivel cerebral, si se puede decir de alguna manera, como que tomamos una mayor conciencia y un mayor compromiso con lo que nos estamos planteando. 

Además, esto también te ayudará a crear hábitos. Porque si todos los días de la semana o “x” días de la semana, yo siempre tengo que a las nueve y media tengo que realizar una tarea “x”, esto de anotarlo o de aprenderlo me ayudará a crear hábitos y a consolidarlos en el tiempo. 

Ya sabéis que crear un hábito, si es positivo, por cierto, si el hábito es positivo, es lo mejor que nos puede pasar. Crear hábitos realmente es superfácil. Lo difícil es crear hábitos positivos, ¿verdad? Bueno, pues ahí lo dejo. 

Crear un calendario, coger una agenda, preparar ya… Bueno, supongo que ya tenéis preparada la de este año, y empezar a anotar todo lo que tenéis que ir haciendo e, importante, la fecha en la que eso tiene que estar hecho. 

Bueno, vamos al 

  • Paso 2. Formúlate preguntas. 

Este paso a mi, bueno ¡me encanta! Y me parece enriquecedor. 

Las preguntas son estupendas para la comprensión, son estupendas para aprender. Entonces, cada vez que estamos estudiando, entrecomillas, vamos a poner,  estudiando o aprendiendo algo nuevo, es muy importante preguntarse ¿cómo puedo utilizar yo esto que estoy aprendiendo y para qué puedo usarlo? ¿Para qué tengo que usarlo y cómo lo usaré en el futuro? 

Esto ya lo hemos hablado en episodios anteriores. Es muy importante darle una utilidad a lo que aprendemos. Muchas veces, cuando aprendemos muchísimas cosas en el colegio, después con los años, no nos acordamos porque no nos resultan útiles. Nuestro cerebro solo almacena la información que realmente es útil para nosotros. Y el hacer esa información, eso que estudiamos, útil, nos va a ayudar a consolidar ese aprendizaje y a consolidarlo en la memoria a largo plazo, que también es importante. 

Así que, cada vez que estés aprendiendo algo nuevo, plantéate la pregunta de cómo vas a utilizar eso y para qué lo vas a utilizar. Y ponle contexto. Si estamos hablando del inglés, la cosa es bastante sencilla, ¿no? 

Si estáis estudiando, voy a poner un ejemplo, cómo hacer preguntas y pedir permiso, bueno, pues, preguntaros en qué situaciones podéis pedir permiso en vuestro día a día. ¿Es en el trabajo, a vuestro jefe? ¿Es a lo mejor a nivel más del colegio, o de donde estéis estudiando? ¿Es en casa? 

De qué manera podéis utilizar eso que estáis aprendiendo. E intentar hacer frases que sean útiles para esos contextos donde podéis poner en práctica lo que estáis aprendiendo. 

Así que, importante: formúlate preguntas. ¿Para qué puedo usar lo que estoy aprendiendo? ¿Por qué tengo que usarlo y cómo lo usaré? ¿Ok?

Bueno, ya llevamos dos. 

Vamos al paso 3. 

  • Paso 3. La positividad 

Emociónate. Y emocionate con emociones positivas. La emoción llevará el aprendizaje a la memoria a largo plazo. Así que, cada vez que estés estudiando, intenta vincular ese estudio, eso que tú estás aprendiendo, a una emoción positiva. 

¿Qué quiere decir? Pues que intentéis estudiar de la manera que más os gusta. Hay muchísimas maneras de estudiar, hay muchísimas maneras de aprender y no solo una exclusiva es la perfecta. La perfecta es la que os va bien a cada uno de vosotros. Y es la que os hace tener una experiencia positiva en el proceso. Así que  consigue saber cuál es la que te encanta y, cada vez que te pongas en el estudio y cada vez que quieras aprender algo, hazlo desde una actividad que te gusta. 

Está comprobadísimo, comprobadísimo, que cada vez que aprendemos algo y eso está vinculado a una emoción, ese aprendizaje se aprende de manera automática de por vida, de por vida en nuestra memoria a largo plazo. 

Así que muy importante, emociónate.

En cuanto al inglés, para poneros un ejemplo un poquito más concreto, podríamos hablar de, por ejemplo, practicar deporte a la vez que estáis hablando inglés, ¿no? O si os encanta escuchar música, pues quizás analizar las letras de algunas de las canciones os puede ayudar a consolidar construcciones gramaticales, a lo mejor un poco más complejas o también, incluso vocabulario, ¿no? Algún tipo de vocabulario, de expresiones que os sean útiles.  Recordar siempre la utilidad. ¿Ok?

Bueno, llevamos 3: 

  1. Crear hábitos y crear un calendario
  2. Formularse preguntas.
  3. El emocionarse. 

Vamos al 

  • Paso 4. Relaciónate. Da vida al idioma. 

Como decía Jim Rohn, autor y orador motivacional: “Eres la media de las 5 personas con las que pasas más tiempo”

¿Y esto qué es lo que viene a decirnos? Bueno, pues nos viene a decir que, si tu entorno es positivo, si tu entorno es educado, si tu entorno es exitoso, si tiene buenos valores positivos, si tu entorno está en el aprender inglés y lo consigue, ya habla inglés, es muy probable que tú también seas una de esas personas. 

Si las personas que te rodean logran sus objetivos de aprender inglés, hablan inglés y se relacionan bien en inglés, tú, por ende, por promedio, acabarás haciéndolo también. Recuerda: eres la media de las 5 personas con las que pasas más tiempo. 

Así que, relaciónate con personas que te aporten. Relaciónate con personas que tengan objetivos como los tuyos o que vayan más allá, que ya hayan conseguido ese objetivo que tú querías. Relacionarte con personas que han conseguido el objetivo de aprender inglés o que estén, a lo mejor, quizás un poquito más en el proceso de aprendizaje que tú. Porque eso te ayudará a ti a consolidar el tuyo. 

Así que recuerda la frase: Eres la media de las 5 personas con las que pasas más tiempo. 

Ahora plantéate: ¿con qué cinco personas quieres pasar más tiempo este año? ¿Qué cinco personas son las que realmente te aportan y te enriquecen a la hora de conseguir los objetivos?

Piénsalo y recuerda: anótalas. Anota el nombre de esas personas para tener claro lo que te aporta cada una de ellas. También esto de que somos la media de las 5 personas con las que pasamos más tiempo tiene una base científica dentro de la neurociencia. Y son lo que llamamos las neuronas espejo

Las neuronas espejo se llaman así porque se activan a relacionarnos y también al observar a los demás. Digamos que las neuronas espejo son las responsables de que, por ejemplo, nos emocionemos al ver una escena superromántica en una película. O que sintamos también tristeza cuando vemos algo relacionado con, bueno, algo triste, como una catástrofe natural o como un acontecimiento bastante triste, ¿no? 

Bueno, también son responsables estas neuronas espejo de que bostecemos cuando vemos a alguien bostezar. Curioso, ¿verdad? 

¿Acabáis de bostezar quizás? 

Ahí están reaccionando un poco vuestras neuronas espejo, aunque no lo estés viendo, pero lo estáis escuchando. 

Bueno, en fin, son un tipo de neuronas que se activan cuando se ejecuta una acción y cuando se observa ejecutar esa acción o se tiene una representación mental de la misma. 

Lo que también es curioso es que, según unos últimos estudios, este tipo de neuronas se encuentra, también en otras zonas, pero se encuentra en una zona de nuestro cerebro relacionada con el lenguaje. Y así de esta manera nos permiten saber un poco más de la relación existente entre el lenguaje e imitación de los gestos y sonidos. 

Así que, bueno, recuerda que el cerebro conquista, el cerebro copia, el cerebro imita… Y tenemos ese instinto de imitación. Así que relaciónate con gente que te aporte en este objetivo de aprender inglés, porque nuestro cerebro, al que le encanta imitar, acabará imitando y, por lo tanto, tú acabarás consiguiendo esos objetivos. 

Bueno, el 4 ha sido denso. Ha sido denso este paso 4, pero me parece superinteresante. Vamos al 5 ya.

  • Paso 5. Repetición espaciada. 

¿Y qué es esto? Te preguntarás. Bueno, antes de hablar de esto, de la repetición espaciada, vamos a hablar de la curva del olvido. 

La curva del olvido hace referencia a que, cuando aprendemos una cosa, si hoy, por ejemplo, aprendemos algo, si ese algo no lo repasamos o no le damos utilidad -volvemos al paso de darle utilidad a las cosas-, si no le damos utilidad antes de 48 horas después de haber aprendido o después de haber estado en contacto con ese aprendizaje nuevo, lo que pasará es que nuestro cerebro olvidará el 80% de lo aprendido. 

No sé qué os parece esto, pero resulta impactante saber que, si no repasamos algo antes de 48 horas, nuestro cerebro va a tener tendencia a eliminarlo. 

¿Por qué? Porque no es útil. Y nuestro cerebro solo almacena la información que aprendemos y que es útil. 

Así que, aquí viene lo de la repetición espaciada. 

La repetición espaciada es una técnica de aprendizaje, memorístico normalmente, que consiste en aprender cosas repitiendo, o repasando y dándole utilidad a este conocimiento, en espacios de tiempo concretos. 

Entonces, como hemos dicho antes que cuando aprendemos algo, lo tenemos que repasar antes de 48 horas, si no, nuestro cerebro lo va a olvidar, pues ese es el primer plazo. Cuando aprendemos algo nuevo tenemos que darle utilidad o repasarlo, ¿vale? Antes de 48 horas. 

Así que, en el tema del inglés, si, por ejemplo, hoy aprendéis algo nuevo, lo ideal sería que lo pusieseis en práctica, si es en práctica oral, mucho mejor, es decir, hablando, antes de 48 horas después de haberlo aprendido. De esa manera, estaréis forzando al cerebro a recordar y a guardar toda esa información cada vez más en la memoria a largo plazo. 

Después, esa repetición de lo aprendido, la podemos ir espaciando cada vez más en el tiempo. 

Entonces, si la primera vez le dimos utilidad a ese aprendizaje antes de 48 horas, después podremos dejar pasar unos cinco días antes de volver a estar en contacto con eso que habíamos aprendido y volver a darle utilidad. Y así sucesivamente, iremos alargando los períodos de tiempo, de manera que, al final, nuestro cerebro almacenará todo eso en nuestra memoria a largo plazo y conseguiremos consolidar lo aprendido.

Bueno, ¿qué te ha parecido la número 5? Interesante, ¿no? Bueno, vamos a la 6. 

  • Paso 6. 

El paso número 6 es algo que, afortunadamente, yo hago todos los días y que, por lo tanto, me ayuda a consolidar lo que aprendo. Y es enseñar. 

Si quieres realmente consolidar el aprendizaje, enseña. Es así de sencillo, ¿no?

Siempre se ha dicho “Quien enseña, aprende dos veces”. Y es cierto. Porque el enseñar nos ayuda a plantearnos preguntas desde el que aprende y a responder las preguntas del estudiante. Y eso nos hace indagar cada vez más y tener mucho más claro todo lo aprendido para poder pasar ese conocimiento a la otra persona. 

Así que, enseña. Por muy básico que sea el nivel, en este caso de inglés, que tengas, enséñalo. Siempre hay alguien que puede aprender lo que tú estás enseñando. 

Entonces, si un día estás aprendiendo, vamos a ver, los usos del Presente Perfecto, vamos a ir a gramática, relacionado con el vocabulario del deporte, bueno, pues por qué no practicar eso con los peques de la casa, por ejemplo. O por qué no enseñar eso a los peques de la casa, a algún familiar, algún amigo que esté en el proceso.

En uno de mis pódcast anteriores ya estuvimos hablando de esto de enseñar. Y es muy interesante poder compartir con alguien tu objetivo y poder enseñar el uno al otro todo lo que vais aprendiendo, porque os va a ayudar muchísimo a consolidar en el aprendizaje. Si quieres saber un poquito más de esto, escucha el pódcast donde hablo de enseñar como herramienta imprescindible para poder consolidar todo lo que vamos aprendiendo. 

Vamos al paso 7. 

  • Paso 7. 

Muchas veces parece que no está relacionado con esto del aprendizaje y, muy al contrario, está muy relacionado. Medita, duerme y mantén tu escritorio ordenado

Está comprobadísimo que mantener un escritorio ordenado nos ayuda también a ordenar las ideas y, por lo tanto, a poder afianzar mejor lo que aprendemos en ese espacio, en ese lugar. 

Lo de dormir ya lo hemos comentado muchísimas veces. Es muy importante poder dar descanso al cerebro. Imaginaros que el cerebro también es como un músculo. Entonces, es como si fuésemos al gimnasio. Cuando queremos ponernos en forma y queremos ganar musculatura, es imprescindible que, aunque trabajemos, de los 7 días de la semana, trabajemos 5, poder darle al cuerpo un descanso. Un descanso no solo para recuperarse del esfuerzo, sino también para consolidar el esfuerzo. 

El músculo crece mientras descansa, no mientras se ejercita. Así que, importante: dormir, dormir bien y poder dar un descanso al cerebro para que consolide todo lo aprendido. 

La parte de meditar. Bueno, la parte de meditar es muy buena también porque nos ayuda a relajarnos y ayuda a que nuestro cerebro entre dentro de unas ondas cerebrales que son muchísimo más suaves que las ondas en las que normalmente solemos estar y solemos transmitir y que nos ayudan también a aprender mejor. Se considera que ese estar como en un estado de aprendizaje muchísimo más calmado nos ayuda también a adquirir mucho más.

Recordar que el estrés es algo muy negativo para el estudiante. El estrés nos impide muchas veces consolidar el conocimiento que estamos adquiriendo. Y la meditación, o la relajación también, nos ayuda a desestresarnos y nos ayuda a entrar en otro registro mucho más calmado, que ayuda a nuestro cerebro a consolidar mejor la información. 

De esto de las ondas cerebrales hablaremos otro día más profundamente, os lo prometo, porque es algo bastante interesante y que, seguramente, os ayudará también al aprendizaje del inglés. 

Bueno, vamos con el 8. Nos quedan dos solo: el 8 y 9. 

¡Vamos a por el 8!

  • Paso 8. Practica deporte en inglés.

Ejercicio más información equivale a almacenar en nuestro cerebro toda esa información de mejor manera. 

Así que… ¡hazlo! Encuentra esa actividad deportiva que te emocione, que te guste, y combínala con el inglés. 

Te ayudará a liberar energía, sentirte muchísimo mejor porque ya sabemos todos los beneficios que tiene el deporte. Y si, además, mientras estamos realizando esa actividad deportiva que nos llena de buen humor, que nos llena de energía, la combinamos con algo que estamos aprendiendo, bueno, ¡el efecto es impresionante! 

Puede ir desde salir a correr y estar escuchando un pódcast en inglés, por ejemplo, o escuchar la radio, y me refiero a una emisora de radio en inglés, o por ejemplo, poder ir a jugar a algún deporte en concreto y hablar con los compañeros en inglés. 

Si recuerdas, son parte de estas 5 personas que tienen los mismos objetivos que tú. Será superútil poder poner en juego todo en uno: la utilidad, el compartir, el objetivo… Esas 5 personas con las que te vas a relacionar más para poder  adquirir mayor conocimiento, y, encima el deporte. Así que, todo unido será fantástico. 

Y bueno, ya vamos al último, al 

  • Paso 9. 

A mí me ha encantado esta frase: “No se trata de si eres muy inteligente, se trata de saber cómo eres inteligente”. Y esto tiene un poco que ver con las formas de aprendizaje de las que ya hablamos en uno de nuestros pódcast del año pasado y en el que fuimos uno por uno con las diferentes formas de aprendizaje. 

Es muy importante que encuentres la tuya, plantéate. ¿Eres visual? ¿Eres verbal? ¿Eres auditivo? ¿Qué tipo de aprendizaje es el que va más contigo? Porque no se trata de más o menos, se trata del cómo. Del cómo afrontar el aprendizaje, en este caso del inglés y cómo hacerlo de la mejor manera posible. 

Ese es el paso 9 y el que requiere un poquito más de reflexión por tu parte para poder lograr los objetivos. 

Bueno, llegamos al final. Hacemos un repaso rápido de estos 9 pasos para empezar a ser un estudiante de 10. Para poder realmente sacarle el mejor partido a tus horas de estudio. 

Todo esto parecen cosas previas antes de ponerse al estudio, pero son muy importantes y os garantizo que da resultados. 

Vamos con el resumen:

  • Paso 1. Crea hábitos y crea un calendario. 
  • Paso 2. Formúlate preguntas. ¿Es esto útil? 
  • Paso 3. Positividad. Emociónate. 
  • Paso 4. Relaciónate. Eres la media de las 5 personas con las que pasas más tiempo. 
  • Paso 5. Repetición espaciada. 
  • Paso 6. Enseña. Quien enseña aprende 2 veces. 
  • Paso 7. Relájate, duerme y mantén tu escritorio ordenado. 
  • Paso 8. Practica deporte en inglés.
  • Paso 9. No se trata de si eres muy inteligente. Se trata de saber cómo eres inteligente. 

Bueno, pues ya se acabó el tiempo por hoy y pasa superrápido. Nos escuchamos en una semana, ¿ok?

También tienes información de mucho valor en mis redes sociales. Puedes encontrarme en Instagram y Facebook como blancagallegocoach.

Y si te ha gustado este episodio, por favor, comparte.

¡Te espero en el próximo! Hasta entonces, recuerda: el inglés sí es lo tuyo.

Bye!

Bueno, dime...

¿Le estabas sacando partido a tu estudio?

¿Crees que puedes mejorar tu aprendizaje con estos trucos?

👇 ¡Te leo en los comentarios! 👇

2 respuestas

  1. Pues no le estoy sacando partido a mi estudio….., llevaré a la práctica algunos de tus consejos para intentar mejorarlo.
    Gracias Blanca.

Responder a Blanca Gallego Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *